El divorcio de Narciso

El reflejo de Narciso estaba harto: "Siempre lo mismo. No me busques más ni en el agua ni en ninguna otra parte; quiero el divorcio".

Narciso, abandonado por su reflejo, se convirtió en vampiro.

Su reflejo, liberado y más vanidoso y depravado que nunca, se dispersó por toda la humanidad.

Escrito para 50 palabras.